CON FIRMA
 
lunes 23|01|2017

Túnez, un oasis en el Islam. Cartas a Chihab, guía ocasional (VI)

Manolo Bustabad Rapa, periodista

 

Amigo Chihab:

tunisair_express
¿Te acuerdas del embarque en el bimotor que nos llevaría a Túnez? Mientras hacíamos fila en la pista del aeropuerto de Tozeur, se veían al fondo los aviones de Sadam Husein, inmovilizados al menos diez años ya, y fue inevitable la aparición de la terrible secuencia: dictadura salvaje, guerra, derrocamiento, horca, gobierno débil y mangoneado, desgobierno, movimientos insurgentes, inestabilidad, yihadismo... Hechos repetidos en varios países e incremento del terror, sobre todo en torno al Mediterráneo...

Túnez, un oasis en el Islam. Cartas a Chihab, guía ocasional (V)

Manolo Bustabad Rapa, periodista

 

Amigo Chihab:

 
Después de seguir aquella antigua ruta de caravanas, sorteando las áridas montañas de Djeber Tebaga y el gran lago salado Chott El Jérid, inmensa planicie nacarada, nos recibe el vergel de Tozeur con sus centenares de miles de palmeras de nueva plantación y su aprovechamiento agrario intensivo. Recuerdo bien tu explicación sobre los cultivos en tres niveles: en el más alto, las datileras; debajo, los frutales y, entre ellos, las hortalizas. También mencionaste el desequilibrio que se produce con la progresiva merma del acuífero y el castigo que supone para los palmerales naturales, que, poco a poco, van secando.
chihab
Nos hospedamos en el Palm Beach Hotel-Tozeur, bonito edificio situado en una zona residencial repleta de palmas y hospederías, desde el que llegamos al centro caminando en pocos minutos. Un paseo por la zona vieja nos traslada a otra época, revelándonos una tradicional inquietud arquitectónica a través de bellos trabajos de carpintería, forja y albañilería. Sus plazuelas y callejas son un verdadero museo del ladrillo cara vista en filigranas, lacerías, combinaciones geométricas e ingeniosas, artísticas y variadas soluciones constructivas. Nos paramos ante una puerta de dos hojas, donde nos desvelaste porqué muchas aún tienen dos aldabas, una a cada lado, para uso de hombre o mujer (aquella tenía tres, una a menos altura para los niños). Por cierto, aquí en carpintería se usa sobre todo madera de palma curada con sal.

Túnez, un oasis en el Islam. Cartas a Chihab, guía ocasional (IV)

Manolo Bustabad Rapa, periodista
 
Amigo Chihab:
 
Retomo la pluma para proseguir rememorando nuestro viaje hacia el desierto, pero me bulle la cabeza con las constantes noticias sobre percances protagonizados por musulmanes en Europa. No se si estás al tanto de las últimas polémicas sobre la vestimenta femenina en las playas francesas y españolas. Mujeres musulmanas que 'toman' el sol sólo en rostro, manos y pies, bañándose tal cual, y 'autoridades' que se empeñan en desnudarlas. Personalmente, las dos conductas me parecen reprochables y el tema da para una larga conversación que algún día podremos tener. El caso es que aquí sólo se habla de bikinis y 'burkinis'. Bueno también de que en algunos países, como Francia y Bélgica, se incrementa el número de militares y policías en las calles (como vienen haciendo en Túnez desde hace meses), mientras se debate si dejar sin nacionalidad a los yihadistas nacidos en Europa.
olivos
Recordaba el otro día la impresión que me causaron los extensos olivares de tu tierra perfectamente labrados y sin una mala hierba, pero no te dije que ese trayecto hacia Matmata dejó en mi retina imágenes inesperadas. Te cuento. Los árboles alineados enmarcando la carretera no son palmeras ni chumberas, ¡son eucaliptos! (de los de hoja menuda, que hemos visto también en Jordania y en zonas áridas de España). Y, entre ellos, cientos de puestos de comercio ambulante (¿?) llenos de bidones multicolores.


Reclamar nuestros derechos

Carol Ortega, directora de Marketing de AirHelp

airhelp_dirmktEn la mayoría de las ocasiones, por pereza, por falta de tiempo o por desconocimiento no reclamamos a las compañías aéreas las indemnizaciones que nos corresponderían por los retrasos en los vuelos que tan frecuentes son, sobre todo, en este época del año. En este sentido, hemos de saber que es posible reclamar retrasos a partir de 3 horas.

Aun así, los trámites administrativos y las colas de espera para realizar este tipo de trámites suelen echarnos para atrás y hacer que nos resignemos a llegar más tarde a nuestro destino y perdernos una reunión, una reserva de hotel o un transporte contratado en nuestro destino. Hoy en día, existe la posibilidad de reclamar lo que nos corresponde desde el móvil ahorrándonos mucho tiempo y dinero. Tan solo deberás introducir en la plataforma el tipo de incidencia (retraso, cancelación, overbooking), la ruta, el número de escalas, número de vuelo, fecha del trayecto y, finalmente, tus propios datos como pasajero y el motivo facilitado por la compañía para justificar la demora en el vuelo. Es aconsejable conservar todos los documentos de viaje como las tarjetas de embarque y la confirmación de reserva.

Matthew, huracán selectivo

Manolo Bustabad Rapa, periodista

Matthew es el tercer huracán en poder destructivo de cuantos asolaron Haití en toda su historia. Parece que un poder especial canaliza hacia este país todas las energías incontrolables que se generan en el Caribe y, en realidad, no se necesitaba tanta fuerza para acabar de arrasar lo poco que quedaba después del terremoto del 2010.

presiente

La trayectoria de la terrible borrasca, sinuosa y errática, me recordó el derrape incontrolado de un auto sobre el asfalto mojado mientras los demás, inmovilizados en un atasco, confiaban, salpicados y sobrecogidos, en que el golpe fatal pasase de largo. Me vino a la memoria porque en aquella ocasión el bólido desbocado acabó empotrado en la puerta trasera del mío.
Esta vez también asistíamos inmóviles y absolutamente pasivos, desde Puerto Plata, al deambular de la terrible borrasca.

14 millones de oportunidades

Jorge Marichal, presidente de Ashotel

Es muy probable que Canarias cierre este 2016 con un nuevo récord, el de 14 millones de turistas que nos habrán visitado al finalizar el año. La cifra, así en frío, igual no dice demasiado en un destino líder como el nuestro, acostumbrado como está en estos tiempos de bonanza a romper marca tras marca, pero yo prefiero interpretarla como 14 millones de prescriptores para las Islas, 14 millones de oportunidades para seguir teniendo un sector fuerte y competitivo. Muchos de esos turistas no nos habían elegido en un principio y nos han llegado este año por primera vez, huyendo de la inseguridad de algunos de nuestros competidores, afectados lamentablemente por complejas y no deseadas circunstancias sociopolíticas.

Jorge_Marichal_Ashotel

Para ser líderes no solo es necesario sumar turistas que nos visitan. Para ser líderes, los hoteleros estamos inmersos en complejos procesos de renovación, parciales o totales, de nuestros complejos turísticos. Con ese objetivo no dejamos de empujar el carro para contar con unos instrumentos de ordenación –Planes de Modernización y Mejora– que nos permitan llevar a cabo estas intervenciones tan necesarias. Pero todo esto sirve de poco si estas acciones no van acompañadas de la correspondiente inversión pública, fundamental para tener Canarias en perfecto estado de revista. Porque no nos olvidemos de que invertir en turismo significa también invertir en el bienestar de nuestra sociedad; hablamos no solo de playas o paseos marítimos, las infraestructuras turísticas también son carreteras, jardines, puertos y un largo etcétera.